Archivo de la etiqueta: DOPPELGÄNGER

NEGATIVO GANADOR: DOPPELGÄNGER

DE HOMBRES Y REFLEJOS

 

 

Un joven rapado, con el torso descubierto, habla a su reflejo en un lavabo. La cadena colgada a su cuello, las paredes y el mobiliario nos sitúan en su universo. Un lugar cuanto menos humilde. Es su furia la que nos asegura que además de humilde es un lugar injusto. Vincent Cassel se limpia la cara y se enfrenta a su yo con la dureza de quién pretende hacer explotar al mundo, con la inexperiencia de quién nunca ha podido enfrentarse a nada y cantar victoria. En la seguridad de su casa, se imagina a sí mismo como intocable. Es él contra su reflejo que se convierte, sobre un magnifico travell in frontal, en él contra nosotros. Su mirada, inicialmente dirigida al espejo, se vuelve una mirada a cámara. Una mirada a la sociedad. Es entonces cuando ese joven de bajo barrio francés, se enfrenta al mundo. “¿Me estás mirando a mí?”. Sí, lo hacemos. Es en ese momento, en el que todos los posibles puntos de vista convergen en él, cuando alza el brazo encañonándonos con su índice y corazón. Carga una bala de rabia y odio, tensa el pulgar y dispara. Eliminando absolutamente todo. Al mundo y a sí mismo.

 

La Haine

 

Sigue leyendo

NEGATIVO GANADOR PRESENTA: DOPPELGÄNGER

Doppelgänger

 

 

“No era raro que viese la misma película cinco o seis veces en el mismo mes sin ser capaz luego de contar correctamente su argumento, porque, en un instante preciso, una música que subía de volumen, una persecución en la noche, el llanto de una actriz, me emborrachaban, me arrebataban y me arrastraban más allá de la película” – François Truffaut, Las películas de mi vida.

 

 

Carlos Villafaina: Tiene 24 años. Estudió Criminología y se graduó en la Universidad Autónoma. Fue durante el grado cuando descubrió que lo que realmente quería era hacer cine. Tras graduarse, solicitó las pruebas de acceso en ESCAC, con la intención de aprender a contar historias.

 

David Tejedor: Tiene 26 años,antes de conocer el fetichismo sobre la mercancía iba para publicista y en algún momento tropezó con la sociología. En el fondo, dirá, él siempre supo que el cine era lo suyo pero sabía que un buen clímax requería paciencia. Ha venido a este mundo a ser ecléctico, devorar cine y a ratos, hablar de política.

 

Sigue leyendo