NEGATIVO GANADOR: Otro cine español

TODOS TUS SECRETOS, entrevista con Manuel Bartual

 

De la mano de la iniciativa #littlesecretfilm junto a Calle 13 nos llega Todos tus secretos de Manuel Bartual, una película que su propio director define como un “thriller entre amigos”. El filme hace uso del formato multipantalla (que queda dividida en nueve partes) para contar una serie de pequeños misterios que se producen dentro de un grupo de amigos, desde las webcams de cada uno de sus ordenadores.

A mi parecer, una propuesta muy interesante y actual que consigue hacer de su “formato low-cost” su punto fuerte, consiguiendo que sea una película muy accesible y aportando el realismo y la coherencia que la trama necesita: esta historia no podría contarse de otra forma.

Hemos tenido la suerte de poder hablar con Manuel Bartual, su director, para que nos cuente de primera mano algunas curiosidades del proceso de la película y nos responda a algunas preguntas.

Póster de la película

 

 

¿Cómo llegaste al proyecto de #littlesecretfilm y cuáles eran las premisas a cumplir?

Llego a través de Pablo Maqueda y Haizea G. Viana, los creadores de #littlesecretfilm. Conocían mis cortometrajes y pensaron que podía encajar en un proyecto que estaban preparando en colaboración con el canal Calle 13, para la realización de 13 películas de bajo presupuesto. Recibí su propuesta justo cuando andaba planteándome algo así, realizar una película por mi cuenta, así que me vino bien porque era una manera de ponerle una fecha de entrega a la idea, de obligarme a sacar adelante un proyecto de estas características. Ellos proponían un breve manifiesto a seguir que era una modificación del manifiesto original de #littlesecretfilm… tenía que ser un thriller para que encajase con los contenidos del canal, rodarse en 13 horas no necesariamente consecutivas, trabajar sin un guión dialogado… había alguna premisa más, pero en esencia esto era. Yo les avisé de que seguramente me saltaría la mitad, porque ya me parecía suficientemente difícil sacar adelante una película con pocos recursos como para además tener que hacerlo sorteando piedras por el camino. Lo entendieron perfectamente. En mi caso acabé mezclando thriller con comedia, di libertad a los actores para improvisar a partir de un guión dialogado previamente y rodamos en un total de seis días. Que tampoco está nada mal para una película de 82 minutos.

 

¿Qué vino primero, la historia o el formato de la película?

Al principio comencé a escribir un guión partiendo de una historia a la que empecé a darle vueltas al poco de recibir la propuesta de Pablo y Haizea, pero lo acabé desechando rápidamente. Aunque era algo limitado en cuanto a número de personajes y localizaciones, prácticamente con sólo dos actores y un escenario, me di cuenta de que era imposible rodar aquello que estaba escribiendo en poco tiempo. Porque aunque no fuera a rodar en 13 horas, mi idea era que el rodaje no sobrepasase los cinco o seis días. Tampoco podíamos permitirnos mucho más, teniendo en cuenta lo ridículamente ajustado que iba a ser el presupuesto.

Así que teniendo esto presente, comencé a ver claro que una manera de sacar adelante este proyecto podía pasar por dar con una historia que nos permitiese grabar mucho material en poco tiempo. Una manera de hacerlo era recurrir al uso del plano secuencia, y una forma de justificar su uso era rescatando una idea que tenía apuntada para desarrollar en algún momento. Consistía en contar una historia utilizando un diseño de pantalla inspirado en los mosaicos que genera cualquier circuito cerrado de cámaras de seguridad, como esos que vemos en pantallas al entrar al metro o en algunos comercios. Cuando ligué esta idea con otra, la de reemplazar las cámaras de seguridad por el punto de vista de la webcam de los protagonistas, me di cuenta de que ahí tenía material suficiente para comenzar a desarrollar una historia.

 

¿Qué limitaciones y qué ventajas encontraste al rodar en este formato?

Aparte de la ventaja de llegar a tiempo con la película en el plazo que nos habíamos marcado, estaba que el formato podía servir para diferenciar claramente a la película del resto. Que tuviera cierto gancho. Dentro de #littlesecretfilm por Calle 13, Todos tus secretos sería “la de las pantallitas”. Me parecía que ya de partida esto podría llamar la atención sobre la película, al proponer un lenguaje cinematográfico poco convencional. En la parte de las limitaciones estaba que aunque el uso del plano secuencia nos ayudaría a optimizar los tiempos de rodaje, luego no tendría mucho margen de maniobra durante el montaje. El ritmo de las escenas quedaría marcado por la interpretación de los actores, de modo que fue algo que procuramos medir y definir bien durante los ensayos. Aparte, al tratarse de una historia en la que unas escenas van enlazándose con otras en pantalla de manera simultánea, debía llegar al rodaje con el puzzle bien armado en mi cabeza. Cada escena se rodó por separado, aunque luego en pantalla las veamos a la vez. Si se me había escapado algo al planificar la película, luego me encontraría con grandes problemas en el montaje. En todo caso, lo cierto es que disfruté mucho de este trabajo de planificación. Eso sí: seguramente era la única persona que mientras estábamos grabando sabía exactamente qué era lo que estábamos haciendo y cómo encajaba cada pieza con el resto.

 

 

¿Consideras la película una crítica al excesivo uso de las redes sociales en la actualidad o simplemente como un retrato generacional que pone sobre la mesa una realidad?

Es un retrato, un comentario sobre la época en la que estamos viviendo, donde en apenas cinco o seis años todo ha cambiado tanto. La película está protagonizada por la que seguramente sea la última generación que vivió en un mundo donde relacionarse no pasaba necesariamente por usar Twitter, Facebook, WhatsApp o internet en general. Las generaciones posteriores ya traen todo esto incorporado de serie, así que me gustaba la idea de construir un thriller en el que las intrigas vinieran generadas por el uso de estas nuevas herramientas de comunicación. Siempre tengo la sensación de que internet va dos pasos por delante de nosotros, y si has conocido una época anterior a internet seguramente esa distancia sea algo mayor. Así que, ¿qué puede pasar cuando estás confiándole tus mayores secretos a todo este nuevo entorno virtual? ¿Quién está al otro lado?

 

¿Te ha sorprendido que la película, concebida en un principio para ser vista en Internet, luego haya tenido recorrido por festivales?

Sí, desde luego, no tenía nada claro cuál iba a ser su recorrido. Yo vengo del cómic, y del diseño gráfico, que es a lo que me he dedicado y me sigo dedicando desde hace algo más de quince años. Dirigí mi primer cortometraje en 2012, y antes de eso no tenía muy claro nada, ni cómo funciona todo esto de los festivales. Me voy enterando sobre la marcha. El acuerdo con Calle 13 consistía en estrenar la película en la Cineteca de Madrid, en un pase en su canal de televisión y luego la tendrían disponible en su canal de YouTube durante tres meses. Finalizado ese periodo de tiempo, la película era mía para hacer con ella lo que quisiera. Antes de volver a ponerla en Internet decidí enviarla a algunos festivales, por probar, y la verdad es que no me puedo quejar. Ha estado en Toulouse, en Canadá, en París, en Marsella, en Alemania, ha pasado por el Festival de Alcalá de Henares y por la sección Zonazine del Festival de Málaga… Málaga fue muy importante para la película, su paso por el festival le dio un buen impulso cuando ya pensaba que su recorrido estaba finalizando. Fue prácticamente como estrenarla de nuevo.

 

¿Crees en el que empieza a denominarse Otro Cine Español” como una propuesta de renovación estilística, temática… de nuevos realizadores dentro del cine español, o simplemente como una respuesta creativa a la dificultad de encontrar financiación convencional actualmente?

Bueno, creo que hay de todo un poco. Hay realizadores que han encontrado en este otro cine la manera de construir sus historias con un estilo y unas formas completamente ajustadas a las coordenadas en las que se están manejando, y a los que difícilmente me imagino haciendo eso mismo con presupuestos mayores. Dudo que su cine fuera mucho mejor de lo que ya es aunque le inyectasen más dinero. Y luego hay otra gente que, ante la dificultad por encontrar la financiación que dices, se lían la manta a la cabeza y ruedan con cuatro duros. En realidad esto ha pasado siempre, pero ahora seguramente sea más fácil que nunca. Ahora puedes rodar una película con tu iPhone y estrenarla en Sundance. Es algo complejo, porque el cine es un arte claramente industrial, pero yo soy partidario de no esperar demasiado a poner en imágenes las ideas que te rondan por la cabeza. Cuando leo sobre proyectos que tardan diez años en convertirse en película… no sé, me imagino a mí escribiendo un guión para luego tardar una década en dirigirlo y me entran sudores fríos. Yo no soy el mismo que era hace cinco años, ni seguramente el mismo que hace un año, así que si tuviera que esperar tanto, seguramente me sentiría como si estuviera dirigiendo la historia de otro. Ahora mismo acabo de terminar de escribir un guión con David Pareja, uno de los actores de Todos tus secretos, y nuestra idea es moverlo por productoras durante los próximos meses. Nos hemos dado de plazo hasta el verano para encontrar a alguien interesado en producirlo, pero en caso contrario no continuaremos moviéndolo eternamente. Lo que haremos será sacar adelante la película por nuestra cuenta, ya buscaremos la manera. Y luego a por otra.

 

Parte del reparto junto al director en el Festival de Málaga

 

Tras ganar el premio Canal+ en el Festival de Málaga, ¿cuándo podremos ver emitida de nuevo la película?

Acabamos de cerrar un acuerdo con Movistar+ para su estreno en CANAL+ Xtra, que es en lo que consistía el premio que ganamos en Málaga, en la compra de sus derechos de emisión. Lo que no sé todavía es la fecha del estreno. Seguramente diciembre, o muy poco después. Y a finales de febrero volverá a Filmin y a Vimeo On Demand, donde ya estuvo durante una temporada este año, en verano.

 

 

Director: Manuel Bartual

Reparto: Cristina Gallego, Dani Pérez Prada, Rocío León, Ingrid García-Jonsson, Xabi Tolosa, Pepón Fuentes, Miguel Esteban, Lorena Iglesias, David Pareja, Raúl Navarro

Guión: Manuel Bartual

Fotografía: Cynthia Estébanez, Victoria Guzmán, Javier Hernández

Montaje: Manuel Bartual

Arte: Magui Muñoz, Alba Diethelm

Producción: Manuel Bartual, Pablo Maqueda, Haizea G. Viana

Año: 2014

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *