CRÍTICA DE “CREEP”

Patrick Brice realiza su opera prima después de haber rodado tres cortos que tuvieron buena aceptación y que le permitieron entrar en contacto con el mundo del cine independiente en Estados Unidos. Brice no sólo dirige, también actúa junto a uno de los representantes del mundo indie, Mark Duplass, con el que escribe le película.

 

Brice y Duplass describen su película como una historia sobre ese tipo de personas extrañas que, desde el primer momento en que las conoces, realizan acciones como mantener un fuerte contacto visual, invadir el espacio personal o compartir demasiadas cosas personales y que te hacen preguntarte si estás delante de un loco.

 

Patrick Brice como Aaron

 

 

 

Hasta aquí no suena nada mal, el único factor que podría crear dudas sería que es una película del estilo “found footage”, ése que los amantes del terror estamos hartos y ya no aguantamos más. Pero es un problema ser un “found footage”? Este género se ha ganado una mala reputación por varias razones. La más destacada es que al ser barato de producir muchos directores lo usan y, mientras más se realice, más probabilidades de producir películas malas. Pero si se utiliza de una manera en la que aporte algo a la historia, si ésta es interesante y original y si los actores son orgánicos, entonces el estigma del “found footage” desaparece. Y esto es justo lo que Brice consigue con “Creep”.

 

La historia empieza introduciéndonos el personaje de Aaron (Patrick Brice), un camarógrafo que se dirige a una casa en las montañas después de aceptar un trabajo de la pagina Craigslist. Según el anuncio sólo tiene que grabar por un día a Josef (Mark Duplass), un hombre que dice tener cáncer y que quiere dejar como legado a su futuro hijo, el registro de lo que sería un día normal. Pero las cosas comienzan a ponerse “creepy” ya desde el momento en que se ven por primera vez. No voy a describir ninguno de los sucesos, sólo decir que las situaciones expuestas te harán reír pero también habrá momentos en el que la película llegue a tal extremo que no sepas que va a pasar y el miedo se adentre en tu cuerpo.

 

Mark Duplass como Josef

 

 

En resumen, esta es una película para todo aquel que tenga odio al “found footage”, que disfrute el humor negro y que quiera ver algo original. Y si al acabar la película te quedas con ganas de más, el mismo director tiene otra gran película, “The Overnight”, en donde vemos el mismo “creepyness” pero relacionado con la sexualidad y la identidad de uno mismo. También mencionar que Brice y Duplass tienen en mente que “Creep” sea una trilogía, pero para esto, habrá que esperar.

 

Stanislas Cordova

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *